Blog

Advantix®

15/06/2016 - Leishmania  

Junio, mes clave en la transmisión de la leishmaniosis

San Juan, el fin del “cole”, las vacaciones de los peques, el fin de las clases de inglés... Todas estas son algunas de las cosas buenas que trae consigo junio pero, no te olvides, no todo es maravilloso en este mes. Y es que justamente en junio empieza la época del año con más riesgo de contraer la leishmaniosis y, por tanto, su prevención es fundamental.

Llega el calor, ideal para los flebotomos

En la transmisión de la leishmaniosis es clave la presencia de los flebotomos en nuestro ambiente. Recuerda que estos insectos parecidos a los mosquitos son los encargados de llevar en su saliva la forma infectante de la leishmaniosis. Cada vez que pican un perro infectado ingieren su sangre cargada de estos diminutos parásitos que serán inoculados en el siguiente huésped del que se vayan a alimentar.

El flebotomo se reproduce en zonas de clima templado, justamente las que encontramos en la mayor parte de nuestra geografía al inicio del verano: las temperaturas se suavizan y las lluvias empiezan a menguar dejando unas condiciones ambientales ideales para que los flebotomos se multipliquen y campen a sus anchas de perro en perro.

En junio, pues, la cantidad de flebotomos aumenta de forma significativa incrementando así la probabilidad de que piquen a nuestro perro.

Más exposición a los insectos

Con la llegada del buen tiempo, además, aprovechamos para disfrutar con nuestros amigos peludos en el exterior: paseos por el parque, salidas al atardecer, excursiones al campo, siestas en el jardín y cenas en la terraza, cómo no, siempre acompañados de nuestro amigo fiel.

Todas estas actividades son ideales para compartir con nuestros perros pero aumentan la exposición a los flebotomos, por lo que el riesgo de contraer la leishmaniosis es mayor.

No te quedes sin disfrutar del verano

No obstante, que los flebotomos no sean un obstáculo que impida que tu amigo de cuatro patas salga a jugar y a divertirse. La utilización de forma periódica de productos repelentes de flebotomos, sobre todo durante la época de calor, de abril hasta noviembre, puede ser una buena opción para prevenir la leishmaniosis.

Las pipetas Advantix® son eficaces en la prevención de la picadura de flebotomos y la leishmaniosis canina. Aplica una pipeta cada 3 semanas y ¡a disfrutar!

Tag:
   Perros   parásitos   Leishmaniosis  
Tips para San Juan: fobia a los petardos

Anterior

17/06/2016

Tips para San Juan: fobia a los petardos

Tu perro siente como tú.

Siguiente

07/06/2016

Tu perro siente como tú.